Quizás también te interese este tema relacionado: Establecer límites en pareja             

 

En este artículo vamos a desarrollar el siguiente contenido:

        Índice

1. Introducción.

2. Las Redes te sorprenden.

3. La Facilidad para engañar mediante las Redes Sociales.

4. Hay que tener cautela por la Red.

5. Sospechas de infidelidad en las Redes Sociales.

6. Espiar a tu pareja por las Redes Sociales.

7. Descubrir una infidelidad en línea.

Infidelidad y sus mitos. Parte II.

Infidelidad y sus mitos. Parte I

8. Investigar a tu pareja por las Redes.

9. Conclusión.

Introducción

Vivimos en un mundo donde los dispositivos electrónicos dominan cualquier evento. Los medios digitales son, sin duda, excelentes facilitadores de la comunicación y de la información.

Sin embargo, la comunicación virtual tiene aspectos diferentes de la comunicación presencial. Hay que ser conscientes de ello y tenerlo en cuenta en nuestras interacciones virtuales con los demás.

Aunque, es un hecho, que estamos inmersos en una era gobernada por la tecnología y que ello implica, un mayor aumento del contacto por los diversos dispositivos electrónicos, en lugar del intercambio cara a cara; has de saber, que el cerebro humano está diseñado para recibir contactos presenciales.

El cerebro humano está programado para tener trato de persona a persona. Nuestro cerebro recibe señales sobre las emociones y sobre las intenciones del otro, cuando interactúa en el plano real y no es capaz, de trasladarlo al plano virtual de la misma manera.

Nuestro cerebro está diseñado para recibir contactos presenciales.

El contacto virtual no lo procesa tan eficientemente como el contacto real.

La comunicación cara a cara con el otro, implica ciertos extras importantes para el ser humano:

♥ El contacto visual.

♥ La generación de distintas percepciones. 

♥ Una facilitación de la cercanía. Captar la buena/mala conexión.

De hecho, fácilmente habrás comprobado, la cantidad de malentendidos que viviste por Whatsapp o e-mails, al no poder interpretar el tono, no ver la cara del emisor ni sus gestos. Las palabras escritas, no transmiten ciertas señales, que surgen más fácilmente durante un diálogo presencial y que te informan de ciertos matices de forma más clara.

Las redes sociales y sus quebraderos de cabeza

Las redes sociales dan muchos quebraderos de cabeza a los que son celosos y a sus parejas. Aunque también, permiten tener más control sobre posibles actos infieles.

Celos. Recomendaciones para celosos y sus parejas. Parte 1.

Celos. Recomendaciones para celosos y sus parejas. Parte 2.

Celos. Recomendaciones para celosos y sus parejas. Parte 3.

Internet y, sobre todo, las redes sociales, facilitan:

♦ Conocer a nuevas personas.

♦ Recuperar viejas amistades.

♦ Volver a quedar con los amores de juventud.

♦ Quedar con los antiguos compañeros del instituto o colegio…

Las personas exponen a la vista de multitudes, con conciencia o sin ella:

♥ Sus imágenes y las de sus familiares.

♥ Su información personal .

Con las Redes Sociales, sucede que:

♥ Se reavivan sentimientos del pasado.

♥ Es más fácil encontrar nueva pareja.

♥Hay incluso portales específicos para contactos personales (sentimentales o sexuales). Los hay para quienes no tienen compromisos afectivos y también, para los que son infieles.  Se encuentra de todo lo que quieras buscar.

Algunos de estos portales específicos sexuales o sentimentales, hay que decirlo, son auténticos timos;  sí hacemos caso a los comentarios de muchos usuarios insatisfechos que circulan por la Red.

Como un ejemplo, de los cambios provocados por las redes sociales, está, que su uso por los adúlteros o infieles, ha irrumpido también en los juicios por divorcio en Estados Unidos.

En los divorcios, la Red Social Facebook, se menciona en un 20% de los casos de divorcio en la actualidad

En la Red, las barreras reales o percibidas para ligar se reducen o desaparecen, como en casos de:

♥  Escasez de candidatos en el entorno inmediato.

♥  Timidez.

♥  Miedo al rechazo.

Esto es especialmente interesante para determinadas personas que:

♣ Tienen o se perciben con escaso atractivo.

♣ Se ven o están más solitarias.

♣ Tienen mucha ansiedad en las relaciones sociales normales.

♣ No son demasiado hábiles o exitosos a la hora de entablar amistades en la vida tridimensional.

♣ Sean tecnológico-adictos y todo lo que hacen pasa por el uso de las tecnologías.

El ligue es también más rápido y permite vencer algunos obstáculos de la vida moderna:

♠ La movilidad por trabajo.

♠ El desarraigo.

♠ La pérdida de contacto con familia y amigos.

Los fenómenos sorprendentes de las Redes

Suceden fenómenos ciertamente sorprendentes por las redes sociales.

Algunas personas son más sinceras y comunicativas en la Red que en la vida real

Cuentan cosas que tal vez, no se atreven a revelar en una conversación cara a cara. Se sienten más cómodas.

El anonimato relativo favorece la desinhibición. Se libera y transmite información de todo tipo, especialmente de carácter emocional; y de forma  más abundante y sincera.

Internet puede dar la impresión de ser un espacio seguro, en el que es más fácil revelar intimidades.

Por lo anterior, ciertas relaciones pueden llegar a ser más “íntimas” y estrechas en la Red que las que se mantienen en la vida real.

Al mismo tiempo, las posibilidades de disimulo o de engaño descarado son mucho mayores, mientras que el sentimiento de culpa por hacerlo o estafar es mucho menor.

Es más fácil engañar por las redes sociales

Las formas de contactar, presentan variantes respecto a los sistemas clásicos presenciales, ya que muchos de ellos son anónimos o casi; a través de “perfiles” o datos personales inventados a tal efecto.

Es más fácil por las Redes, engañar, exagerar y proporcionar información distorsionada para dar una mejor imagen

Esto puede ocasionar una idealización de la persona con la que se contacta, pues se tiende a creer todo, o casi todo lo que el otro dice.

Es una forma de autoengaño, propia de la seducción y del enamoramiento, en general.

El autoengaño por las Redes, es un proceso cercano a la clásica tradición hispánica, no ya en la Red, sino en la vida real: La idealización biográfica del novio de la hija.  Al ensalzar al candidato o pretendiente de la hija se refuerza:

    ♥ El valor de la hija.

    ♥ El esfuerzo invertido por los padres en su crianza.

Con el ligue por la Red, se impone cierta cautela que siempre te advierten muchos experimentados del medio: “La primera vez que quedas, en persona, con alguien con quien sólo has tratado por la Red (aunque sea durante mucho tiempo), has de tener una buena excusa ya preparada, para salir corriendo llegado el caso, como que, un familiar está en el hospital o algo así”. Ya que no puede tener nada que ver con la imagen que has recibido virtualmente. Tu cerebro, que es sabio, puede advertirte esa primera vez de mala conexión y/o otras percepciones que pasaron inadvertidas On Line.

Hay que tener cautela por la Red

No carecen de peligros estas nuevas formas virtuales de establecer contactos, como:

Divulgación sin consentimiento, de información íntima.

Ser objeto de acoso, de mensajes agresivos o calumniosos.

Celos y redes sociales

Las nuevas tecnologías son para el celoso un motivo más de preocupación, pero también, le sirven para descubrir las infidelidades y por ello puede ser: “información de doble uso”.

El celoso/a indaga los SMS, los correos electrónicos, las páginas web que visita la pareja…

Hay aplicaciones basadas en el sistema GPS (global positioning system) que permiten localizar dónde, se encuentra el móvil del usuario en un momento dado.

Cuándo puedes empezar a sospechar sobre infidelidad

La nueva era digital genera sus propios catálogos de indicios sospechosos, de posibles infidelidades; y, aunque la variedad es imposible de abarcar, pueden servir de muestra algunos de los siguientes indicios más frecuentes:

Apagar el ordenador u ocultar bruscamente la pantalla, cuando el otro miembro de la pareja se acerca o irrumpe en la habitación.

Esconder el móvil o evitar que nadie acceda al mismo. No despegarse del celular ni siquiera en el baño o mantenerlo todo el día en silencio.

Leer y borrar todos los mensajes. Con el tiempo o por despistes, se descuida esta norma básica de seguridad del infiel, dejando accesibles mensajes comprometedores. Se puede asimismo, consultar mucha información en el historial de las páginas visitadas, búsquedas o descargas.

Navegar en la Red a escondidas o dejar que la pareja lea solo determinados contenidos.

Las indagaciones o averiguaciones digitales son similares a las tradicionales. Aunque, hay diferencias ya que la incertidumbre de la vida moderna se contagia en la Red y el resultado puede llegar a ser inquietante.

El exceso y la ambigüedad de la información personal que en Redes se encuentra, pueden llevar a pensar, que uno no conoce realmente a su pareja.

Hoy día fácilmente, se puede saber no sólo quiénes son sus amigos y contactos, sino también acceder a buena parte de sus interacciones con ellos.

A la hora de interpretar un mensaje sospechoso hay que tener en cuenta, que en la actualidad, se da un estilo desenfadado de comunicarse, con expresiones ligeras y mucho “colegueo”,  que pueden perfectamente malinterpretarse.

La valoración de un mensaje cariñoso, aislado del contexto y sin conocer las circunstancias al detalle, puede ser muy difícil y llevar a conclusiones erróneas

Hay que tener cuidado con el lenguaje que se utiliza, con las expresiones coloquiales o ambiguas, de posible interpretación sentimental/sexual/erótica, o el uso de calificativos excesivamente cariñosos.

No cuesta nada cuando uno está comprometido, casado o con pareja, usar un lenguaje lo más claro posible, no sólo por posibles malas interpretaciones por parte de tu pareja sino también, por parte de la persona que lo recibe, que puede pensar igualmente, cosas que no son, y afectar a sus sentimientos.

Mucha gente se despide en los correos electrónicos con besos, y a menudo, indiscriminados, aunque a veces, sin ninguna intención de darlos.

Expresiones como “te quiero” o el uso de emoticonos similares, puede ser de interpretación muy ambigua e incluso imposible, si no se conoce bien a quien los envía, a quien los recibe y el contexto en el que los mensajes se transmiten.

La difusión masiva de información personal de todo tipo en la Red puede incidentalmente resultar embarazosa. Hay que poner sentido común (aunque cada cual tiene el suyo). Hay que tener moderación y cordura; tanto en interpretar lo que se puede ver, como en qué datos o imágenes y qué lenguaje son adecuados o no, para  dar y difundir. Cierta madurez e inteligencia emocional es necesaria en estos casos.

Por ejemplo, si se visita la página en una red social de la pareja, se tiene acceso a quiénes son sus amistades o a mensajes que recibe, esto para un celoso puede ser una auténtica tortura. Hay que se precavidos en este punto.

La salida más rápida, no sin inconvenientes, es no dar toda la información al celoso. Tenemos derecho a preservar nuestra intimidad. El problema es que el celoso puede perfectamente inventar perfiles para intentar cazar a su pareja y localizar rivales potenciales. Espían do de este modo a la pareja.

Espiar a la  pareja

En algunos países espiar a la pareja, pareces ser un deporte nacional.

En encuestas realizadas a los británicos, más del 50% de miembros de la pareja admite espiar los SMS de sus parejas en alguna ocasión.

El porcentaje asciende al 77% entre el rango de personas de edad comprendida entre 25 a 34 años.

Las personas que espían, siempre encuentran una excusa rápida para justificarse, como:

Tener que responder a una llamada demasiado insistente.

Tener que hacer una llamada de trabajo urgente y no tener a mano otro teléfono.

Un 42% de parejas también admite, haber leído los mensajes de los correos electrónicos.

Métodos tradicionales de espionaje a la pareja

Los métodos tradicionales también continúan vigentes, como no:

Un 39% de mujeres admite hurgar en los bolsillos.

Los hombres se inclinan más por leer los diarios personales de sus mujeres, si ellas son de las que escriben.

Escuchar conversaciones en secreto, llegando incluso a grabarlas.

Usos de webcams.

El seguimiento y localización del móvil.

Sólo un 9% había usado el viejo método de seguir a la pareja.

Descubrimiento de la infidelidad en línea

El descubrimiento de la infidelidad en línea, puede provocar las mismas reacciones  que si se tratara del descubrimiento de una infidelidad en vivo o en carne y hueso.

Las investigaciones demuestran que los celos en la Red son similares a los celos en persona

Algunos estudios encuentran que, en este entorno virtual, las mujeres están más preocupadas por la infidelidad emocional y los hombres por la sexual.

De todas las personas que mantienen actividades sexuales en la Red:

♣ El 18%, una minoría, terminan en encuentros sexuales directos. En estos casos, la infidelidad en la Red es un primer paso, para la infidelidad directa.

Muchas infidelidades de la vida real continúan y crecen con el intercambio digital.

La lectura  a escondidas, de los correos electrónicos entre dos amantes es un clásico para muchos divorcios hoy día.

Muchas veces se mezclan en estas tramas la infidelidad, con los celos y con el despecho.  Con lo que se asiste a triadas aún más difíciles e incluso peligrosas de lidiar. Hay tramas con personajes públicos y de altas esferas, que acaban trascendiendo a los medios de comunicación dejando a todo el mundo boquiabierto.

Las nuevas tecnologías son instrumentos más potentes, más rápidos y mas eficaces para el mundo del amor, los celos y la traición.

La indagación

Sea digital o tradicional, la indagación o la búsqueda de pruebas confirmatorias, es un proceso doloroso que se dirige a un final lleno de brumas.

Un hallazgo incontestable es peor aún: habrá mas interrogantes y más angustias.

Surge entonces la fría sensación de que algo que existía sólo en el pensamiento es real. El sufrimiento es máximo: la confirmación de lo que ya se sabía por intuición e inteligencia (y casi seguro que por confidencias de terceros).

Se llega a la confrontación, a la escena de celos y tal vez, a la toma de decisiones difíciles, que habrá que determinar.

Cuándo se debe plantear el descubrimiento de la infidelidad a la pareja

Sólo se debe plantear el asunto a la pareja cuando:

Los indicios se confirman.

Cuando es evidente,

Cuando se ha visto u oído algo relevante.

Cuando 2 o más personas lo corroboran juntas o por separadas, sobre todo si son conocidas de ambos. En tal caso puede asegurarse que lo sabrá más gente.

El conocimiento público pone en juego la dignidad de todos.

Cuando hay indicios indudables de infidelidad, es el momento de aclarar el asunto de forma firme, clara y contundente.

Termina la situación A: la sospecha dolorosa y se entra en la situación B: la sospecha confirmada.

Hay que hacer algo para dejar clara la situación y saber a qué atenernos en la relación. Lo primero saber responder a dos preguntas: ¿Qué hacer cuando se descubre la infidelidad?, ¿Se abandona a la pareja?

Pues depende del caso y de la toma de decisiones pertinentes, pero indudablemente las consecuencias algunas veces son catastróficas y traumáticas; y otras veces pueden ser de alguna manera beneficiosas para poder continuar con una vida más acorde a los principios y valores de uno; una vida más sana.

Conclusión

Dicen que lo que sucede conviene, dicen que no hay mal que por bien no venga y dicen que «los fracasos» enseñan lo que los éxitos ocultan. Pero, sobre todo, hay que ser coherentes con nuestros valores y principios éticos y/o morales; además, de consistentes en nuestras decisiones.

Si solo/a o con «tu consejo de sabios personal» no puedes ni ser consecuente ni consistente con tus valores y decisiones, y no sabes qué hacer; lo mejor es que acudas rápidamente a un psicólogo o psicóloga. Para despejar  o desbloquear tu mente y tomar la situación en  perspectiva o quizás, para elaborar tu duelo con el menor sufrimiento posible, sintiéndote apoyado, guiado y acompañado.

Contacta conmigo pinchando en el siguiente link si necesitas ayuda profesional:

https://maribelpazpsicologamadrid.es/contacto/

Bibliografía:

-» Celos «. Martinez Selva, J.M. (2015).

Imágenes:

Behance, Pinterest, Shutterstock, freepik, Istockphoto, Clipart, 123rf, Flaticon, Greatist, Dreamstime, Vecteezy, Drawception, PNGitem, Gettyimages.

Maribel Paz

Maribel Paz

Psicóloga con consulta privada en Madrid.
Especialista y Experta en Terapia de
Parejas, Terapia Infantil y de Familia.
Amplia experiencia en Psicología clínica de
base Cognitivo Conductual.
Avalada y acreditada oficialmente por el
Ministerio de Sanidad.
Nº de Colegiada: M-24840

Share This
Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
¡Hola!
¿Necesitas gestionar una cita presencial u online?